Pasos tristes

María y Antonio andan pasos tristes y hablan palabras mudas de vuelta a casa de madrugada. Han salido a reír, pero era un poco de mentiras. Los bellos ojos grises de ella son ahora rojos y están hinchados. Sus cuerpos pesan tristeza y se acuestan de espaldas envueltos en vapor de ginebra.

Los años se les han ido escapando como arena en un puño y abren las manos y no hay nada más que la sombra del silencio y alguna fotografía borrosa. No saben que les ocurrió. Antonio lleva tres años en el paro, es uno más de esa cola infinita, y poco a poco se ha ido agriando, convirtiéndose en otro.

María ha olvidado la sonrisa de él… y también la suya en el camino. Los días y las noches se repiten , son tan iguales que no sabe cuando ocurren las cosas. Él, a veces le grita, y a ella se le rompe un poquito más el corazón. Se esconde en un trabajo mal pagado de nueve horas y mil euros. Nadie le dijo que la vida era eso y llora. Ayer vio una rosa y una promesa. Antonio.

Él sabe que es injusto, que solo le queda la sonrisa de su mujer y no puede perderla, pero lo está haciendo. Es incapaz de detener su sangría de frustración. Le ha dejado una rosa roja encima de la cama. Está noche la invitará a cenar, busca una rendija por la que se cuele la risa de María.

La cerveza, el vino y la ginebra no han arreglado nada. María está cansada y Antonio insiste en un poquito más. Un poquito más de tristeza cubriendo sus cuerpos. Últimos compases de un baile muerto de palabras mudas y pasos tristes.

Anuncios

5 thoughts on “Pasos tristes

  1. INSOMNE 24 agosto, 2014 / 9:12 am

    Es triste de tan real que parece. Es tan real como triste pudiera ser. El pan nuestro de cada día.
    A pesar del sabor amargo es muy bueno. Felicidades.

  2. tone kihara 25 agosto, 2014 / 8:04 am

    Gracias amigo en la pereza del sueño. No toco nunca ni política ni religión, pero lo que está ocurriendo en las parejas es sangrante y además tan solo me limito a constatar lo que ocurre.

    • tone kihara 2 septiembre, 2014 / 8:35 am

      Nada hay que decir… acaso que ojalá hubiera menos Antonios y Marías
      Bs

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s